Romanticismo

Casi Poesía

Cuando el sol camina
al susurro del mar
yo despierto
sobre tu página de gloria,
alegre
entre versos de creta
alegre canto,
espejos de violetas
en el espacio de vida,
me levanto
y construyo mi futuro
contigo en mis brazos,
a vivir
la miel de acacia
más allá de los pasos de la noche
casi poesía…

© Greg D.


Es Solo Amor

Es Solo Amor

El misterio de tu amor
no quiero conocerlo
desde aquel día lo he sentido
bastante fuerte y envolvente
tu deseo para mí
como nunca antes de ahora
misterioso y un poco místico
pronto mis defensas caídas
se bajaron al instante.

El misterio de mi amor
tú has querido conocer
desde aquel día has sentido
muy fuerte y envolvente
mi deseo por ti y un poco místico
pronto caídas tus defensas
se bajaron al instante.

El misterio de nuestro amor
no lo hacemos conocer
desde aquel día nos hemos sentido
envueltos en el reciproco deseo
nunca antes de ahora era acaecido
un que de misterioso y de místico
nada de extraño, ¡Es solo amor!

© Greg D.


Fantasías Inconfesables

Acaríciame…
con las palabras
qué nacen de tus manos

Rózame
dónde el fuego estalla

No tengas miedo
excede sin pararte
enciende la llama
y déjate ir…

Libre
sin cadenas
boca y labios
y cada individual dedo
para entrar en la mente
corrompiendo el escalofrío

Para pintar el deseo
usando dulces granos de malicia
para todavía saciarse la pasión
dentro de un recuerdo aún vivo.

Tócame
cuando cierro los ojos

Acercados con el cuerpo
hirviente, perfumado y cándido

Ofréceme tu sabor escondido

Y placa tu garganta
cuando el latido enloquecido
provoca la enésima gana

Roza y besa
cada curva del pensamiento
qué ansioso se arrodilla
tímido y voluptuoso
audaz y caudillo

Y con la espalda que ondea
despierta la mirada

Mientras mis ojos que suspiran
capturan el lento fluir, emoción
que gota tras gota

Exalta y deleita los sentidos

Borrando por un instante
dudas y pudor…

…Sin vergüenza alguna
no abandones mi sueño
favorece esta inconfesable fantasía

Sorprendes el alma
e inunda el corazón con ternura y calor…

No olvides esta noche

Alegría y deseo
nacen sin sumisión
y el cuerpo cuando desea
gritos y canta…

Sí…arrincona por un instante
moral y razón

Usa la mente y vuela
hacia invadidos cielos
y dentro  de donde
calientes y poderosos

Despierta el placer y el espíritu
abraza y consuela
la humana pasión y el instinto…
soñar es natural
desear no ha pecado
basta ya no confundir
lo imposible con el real.

Ahora es tarde…
alejadas

Sólo las estrellas pueden entender
sólo la oscuridad puede escuchar

El día es hostil
de quién es no libre de querer…

El sol pone obstáculos
y comprende solo apariencia y silencio…
el silencio tierno y resignado
de amantes sin un mañana

Amantes inconscientes
del destino prisioneros…

© Greg D.


“Enamorado de la lluvia”

Antes de cerrar la puerta
regar los sueños
y quitar el polvo
de los estantes del mal

Dentro de unos años
no reconocer el camino
y el río
tendrá un color diferente

Antes de derramar lágrimas
reemplazar las mañanas
con tardes más oscuras
y no tienes miedo de beber

Cualquier gota de estrella
sin cambiar el cielo
enamorado de la lluvia

Entre una nube y la otra

Quedar con el corazón apagado.

 

© Greg D.


No He Olvidado Las Medias

No he olvidado las medias
de repente me han venido en mente, enseguida
las he visto escurrirse de los zapatos y prepotentes
subir largo las piernas
detenerse en las corvas poplíteas
alargarse suavemente apretando los muslos y pararse allí
apenas bajo los recovecos pubianos
allí se para también mi respiración
oh dios transfórmame en la lluvia dorada
que recubre Dánae en modo que pueda halagar
esas dulces y fluyentes formas
tu sonrisa resplandece sobre tu cuerpo dorado
cierro los ojos para parar la pantalla de los sueños
y el quieto imaginar muestra tus piernas
cruzadas cómplices que
como en ralentí se abren
a mostrar una rosa purpurea
estupenda
que picara y exasperante espera a abrirse…

© Greg D.


Estamos Aquí

Estás aquí
y estás presente viva y verdadera
yo más caliente que el sol
y el mundo entero
espero tu luz
y la potencia
que llena de pasión
esta habitación.

Estoy aquí
y en mi oscuridad encuentro luz
que en tu día encendido
me conduce
a poseer el tiempo
y el coraje
feliz de mi sueño
y de tu degustación.

Y estamos aquí
de frente a este combate
donde que cada uno vive
y está ya dispuesto
para cabalgar
la ávida tempestad
y el grito prepara
una gran fiesta.

© Greg D.


Un Día, Quién Sabe

Un día, quién sabe…
Quizás reconozcas tu sonrisa
esa sonrisa esculpida entre las palabras,
con el color de tus ojos
dos diamantes preciosos y bien escondidos
a salvo de la Luna y protegidos del Sol.

Quién sabe… quizás algún día encontrarás la llave
para entrar en mis habitaciones vacías
o por mi error o por tu capacidad
de ir más allá y de no parar
ante la apariencia que engaña
que confunde y aleja

Y ese día, como por magia
tu nombre aparecerá… disfrazado entre los versos
acariciado de inaudita fantasía

Y en cada imagen te verás
pintada, con dulzura y delicadeza
como tus pasos, ligeros e inconscientes
que rozando la calle gris
la convierten en un prado verde.

Sí, ese día sonreirás
por el fuego que encendiste
sin culpa y sin quererlo…

Justo tú… musa de un soñador loco
iluso, pero con el corazón siempre tironeado

Un corazón, solitario y desnudo
que la noche ama volar
pero de día vuelve a la tierra
con los pies bien firmes
unidos a una realidad
que huele a rendición

Para un presente
que no se puede cambiar
porque es imposible, porque es impensable.

Un día, quién sabe
quizás entenderás.

Y ese día
tu silencio será suficiente…

© Greg D.


Pídeme De Ser Feliz

Pídeme como puedo hacerte feliz
y lloraré contigo
cuando lo habré conseguido…
pídeme de estar a tu lado
y nunca faltaré a tu paso
por el camino de la vida…
recuérdame tu pasado
y haré en modo que el mañana
sea mejor para ambos…
pon la mirada más allá del punto lejano
y no me perderé en el más allá
pero si, contigo a mi lado
recorreré el horizonte hasta la llegada…
ámame como tú sabes
y también yo aprenderé a hacerlo
conservando cada emoción nuestra…
pídeme de ser feliz
más de cuanto mi corazón
lo pueda contener
así, hasta el ápice del misterio
que es vida donde quiera se viva
en el instante de una sonrisa…
pídeme de ser feliz
después de todo, es este tu regalo.

© Greg D.